Hernán Fernández cerró el fin de semana platense con sensaciones encontradas, con problemas en la caja de velocidades en la final del día sábado correspondiente a la sexta fecha del campeonato y un podio mas que alentador en la final correspondiente a la séptima del año, sumando importantes puntos para el campeonato y encontrando un rendimiento que le permite pensar en seguir peleando adelante en las próximas fechas.

La rotura de la cuarta velocidad fue lo que lo retrasó en la primera competencia del fin de semana, obligando al reemplazo de la misma para la competencia del día domingo y trabajando en algunas modificaciones en las suspensiones que le cayeron muy bien a la “saeta gris” tal como se apodó al Fiat 600 N°4 que sigue siendo uno de los principales animadores de la divisional.

“En líneas generales cerramos un buen fin de semana, el podio nos da impulso para seguir adelante y mas con el buen funcionamiento del auto tras los cambios que hicimos para la segunda final, los que le gustaron realmente y quedó demostrado con un buen rendimiento en carrera y siendo los mas rápidos en pista en el desarrollo de la competencia. La rotura de la caja de velocidades nos había dejado un sabor amargo en la primera final y giramos para cumplir el recorrido y sumar para el campeonato, pero nos vamos conformes, con muy buenas expectativas para lo que viene y trabajando con mas ganas para pelear adelante y ser protagonistas. Como siempre el agradecimiento para todos los que nos acompañan, al equipo, a Fede Capristo y a los sponsors que son Vasco Tour, Gracecol, Bar Restaurant Manolo, HPM, Mensajería Joel, Transporte Cristofano, Accesorios LZ, Sol y Agua, Paint Group, Embraguez Guzman, NHM Construcciones, Transportes Gobetto, Ford Central y Next Global Logistics, quienes junto a la familia hacen posible que sigamos adelante y con la motivación intacta para enfrentar la parte final del campeonato” sostuvo Hernán analizando lo hecho en un fin de semana de doble exigencia y donde encontró el rumbo por el cual seguir trabajando.