El comienzo del año sigue trayendo novedades y en este caso es el regreso a la Clase A de Leandro Ricciardi, quien trabaja en detalles finales sobre su Fiat 600 para estar en grilla de partida en la primera fecha de esta temporada, cristalizando su regreso de manera oficial luego de un año fuera de las pistas por cuestiones personales y de salud, totalmente superadas en este momento y ya listo para volver a acelerar.

El Fiat 600 que lucirá el N°37 en sus laterales ya cuenta con avanzados trabajos, con el motor ya listo gracias al trabajo de mecanizado de Sebastián Lepera, la tapa provista por Leandro Lamuedra, el armado de Oscar “cacho” Rondina y la prueba en el banco de Fernando “nandy” Casasco, dando por finalizado ese ítem y repasando el chasis luego de un año de inactividad, haciendo foco en las suspensiones, con nuevos elásticos provistos por “los polacos” y amortiguadores de la familia D’agostino, dejando todo en condiciones para el primer compromiso del año y con la meta de ver la bandera a cuadros y sumar experiencia.

“El año pasado teníamos todo para estar presentes en la Clase A y no se pudo dar de correr al menos una carrera. Para esta temporada confirmamos presencia y estamos terminando los últimos detalles del auto en nuestro taller, repasando todo como para llegar de la mejor manera, no dejando nada librado al azar. Nuestro objetivo es estar en todas fechas del año, seguir sumando experiencia y en lo posible contar con un auto competitivo. esperando ansiosos el comienzo de la actividad” indicó “marcucho” Ricciardi, de regreso en la Clase A a partir de la primera del año.